Especialidades

Cirugía pediátrica

La cirugía pediátrica es uno de los tres procedimientos más importantes en la lucha contra el cáncer. Consiste en la extirpación de tumores. En el caso de los niños, los tumores tienen una presentación diferente, con características histológicas específicas. Obtenga más información.
Cirugía pediátrica

Cirugía pediátrica

La cirugía pediátrica es uno de los tres procedimientos más importantes en la lucha contra el cáncer. Consiste en la extirpación de tumores. En el caso de los niños, los tumores tienen una presentación diferente, con características histológicas específicas. Obtenga más información.

La cirugía pediátrica del cáncer consiste en la extirpación de tumores, benignos o malignos. En el caso concreto de los niños, los tumores tienen una presentación diferente, con características histológicas específicas que determinan el tratamiento. 

Se trata de uno de los tres procedimientos más importantes para combatir las más variadas formas de la enfermedad, junto con la quimioterapia y/o la radioterapia, y que puede incluso curarla. 

El profesional responsable de estos procedimientos es el cirujano oncológico pediátrico que trabaja junto a un equipo multidisciplinar. El profesional también puede estar especializado en una determinada zona del cuerpo relacionada con la localización del tumor del niño. 

Tipos de cirugía de cáncer pediátrico 

Las cirugías oncológicas pediátricas pueden realizarse por métodos abiertos, laparoscópicos o laparoscópicos asistidos por robot. La elección de cada técnica dependerá de la extensión, la localización, la afectación e estructuras nobles, así como de otros aspectos biológicos de la enfermedad y clínicos del paciente.

Biopsia 

En la mayoría de los casos, la biopsia -extracción quirúrgica de una muestra del tumor para su análisis en el laboratorio- es la única forma de determinar si el material humano es canceroso o no, además de identificar: tipo, estadio y otras características del mismo, cuando se confirma un cáncer infantil/juvenil.

Puesta en escena 

La operación que se realiza para determinar el estadio de la enfermedad se denomina cirugía pediátrica de estadificación. Además de recoger y analizar el tejido tumoral (biopsia), también se estudia la zona que rodea a la región afectada. Es un procedimiento fundamental para influir en el tratamiento y la vida del paciente.

Cirugía curativa 

La cirugía oncológica pediátrica curativa consiste en la extirpación total del tumor, y se realiza generalmente cuando el tumor está sólo en una parte del organismo. Si la extirpación total es posible, el procedimiento se realiza con el objetivo de una cura inmediata, pero también puede combinarse con otros tratamientos, como la quimioterapia y la radioterapia.

Cirugía parcial 

El tratamiento quirúrgico parcial del cáncer pediátrico tiene como objetivo eliminar una parte del tumor. Por lo general, es un procedimiento que se realiza cuando una cirugía total ofrece demasiado riesgo para otros órganos del paciente, por lo que la extirpación de parte del tumor sigue siendo posible.

El cirujano extirpa la mayor parte posible del tumor preservando los órganos del paciente, y el resto del tratamiento se realiza con quimioterapia, radioterapia u otras formas. Puede utilizarse, por ejemplo, en los cánceres de ovario avanzados y en algunos linfomas. 

Cirugía paliativa 

Se trata de un tipo de cirugía oncológica pediátrica que se centra en el alivio de los síntomas del cáncer y de los problemas causados por el empeoramiento de la enfermedad. Puede utilizarse para aliviar síntomas molestos o incluso incapacitantes. 

Cirugía de apoyo

La cirugía de apoyo se realiza para que los pacientes oncológicos infantiles y adolescentes tengan acceso a otras terapias de forma más cómoda. Un ejemplo es la adherencia de un catéter para la administración de quimioterapia, que facilita el procedimiento.

Cirugía reconstructiva 

La cirugía de reconstrucción oncológica pediátrica tiene como objetivo restaurar estéticamente alguna parte del cuerpo que ha sufrido otros procedimientos, como la cirugía curativa o parcial. También se realiza para restablecer la función de un órgano o parte del cuerpo tras una intervención quirúrgica.

Cirugía preventiva (profiláctica)

La cirugía oncológica pediátrica profiláctica se realiza para prevenir el desarrollo del cáncer y consiste en extirpar un tejido que tiene un alto riesgo de contraerlo, aunque la enfermedad aún no se haya identificado en el organismo del paciente.  A veces se puede extirpar un órgano entero en función del riesgo que tenga el paciente de desarrollar el cáncer. 

Posibles efectos adversos en la cirugía oncológica pediátrica 

El procedimiento quirúrgico para el tratamiento pediátrico del cáncer puede presentar algunos efectos secundarios y consecuencias, dependiendo de la localización y el tipo de cirugía. Los más comunes son, entre otros: hemorragias; coágulos de sangre; reacciones a los medicamentos; dolor; daño a los órganos o tejidos cercanos; infecciones. 

Cuota
O comparte el enlace
Enlace copiado en su escritorio.

Especialidades

Conoce todas las especialidades médicas de los profesionales del Grupo Oncoclínicas
Sepa mas