Tipos de cáncer

Bronquios

En mitad de los casos, el cáncer de los bronquios es asintomático. Quién desarrolla síntomas, presenta tos (que puede tener sangre), disneia, falta de aire, dolor en el pecho y neumonía. La causa para el surgimiento del tumor aún es desconocida.
4 min de leitura
por: Grupo Oncoclínicas
Bronquios
Los carcinoides bronquiales son raros, poseen crecimiento lento y surgen en la mucosa bronquial, generalmente en pacientes con edad entre 40 y 60 años.

Los carcinoides bronquiales son tumores neuroendocrinos raros (de 1% a 2% de todos los cánceres de pulmón en adultos) y de crecimiento lento que surgen en la mucosa bronquial y generalmente comprometen pacientes entre los 40 y 60 años.

Tipos de cáncer de bronquios

Existe un número diverso de tumores originados de las glándulas mucosas y conductos de los bronquios. Son tumores con potencial maligno (canceroso) ampliamente variable, aunque la mayoría de ellos sean malignidades de bajo grado, creciendo y se esparciendo mucho más lentamente que el cáncer de pulmón convencional. Los principales son:

  • Tumores neuroendocrinos (carcinoides) – afectan las células productoras de hormonas y las células nerviosas. Pueden se formar en los pulmones o en otros órganos, como estómago, intestinos, páncreas y pulmón;
  • Carcinomas adenoides quísticos (cilindromas) – generalmente empiezan en las glándulas salivales en la boca y en la garganta. También pueden afectar la tráquea, las glándulas lacrimales, las glándulas sudoríparas o el útero, vulva o senos de una mujer;
  • Carcinomas mucoepidermoides – neoplasias raras que contienen una proporción variable de células escamosas y secretas de moco, además de las células intermedias.

Los adenomas de glándulas mucosas son los únicos tumores de bronquio verdaderamente benignos (no cancerosos), sin potencial para volverse malignos.

Síntomas y señales del cáncer de bronquios

Mitad de los pacientes con cáncer de bronquios es asintomática y mitad desarrolla síntomas de obstrucción de las vías respiratorias, incluyendo disnea y tos, lo que con frecuencia conduce al diagnóstico erróneo de asma. Neumonías de repetición, hemoptisis y dolor torácico también son comunes.

Los síntomas del tumor carcinoide incluyen:

  • Tos, a veces con sangre;
  • Falta de aire;
  • Dolor en el pecho;
  • Rubor en el rostro;
  • Infecciones como neumonía.

Los síntomas del carcinoma adenoide cístico incluyen:

  • Protuberancia en el paladar duro, bajo la lengua o en el fondo de la boca;
  • Dificultad en engullir;
  • Voz ronca;
  • Sopor en la mandíbula, paladar duro, rostro o lengua.

Los síntomas del carcinoma mucoepidermoide incluyen:

  • Edema en las glándulas cerca de las orejas, bajo la mandíbula o en la boca;
  • Entorpecimiento o flaqueza del rostro; y
  • Dolor en el rostro.

Diagnóstico de câncer de bronquios

Para diagnosticar la neoplasia, el médico puede pedir uno o más exámenes. Los más comunes son :

  • Resonancia magnética/tomografía – principales exámenes de imagen utilizados para el diagnóstico del cáncer de bronquio. Son métodos que hacen imágenes de órganos y estructuras del cuerpo, localizando y dimensionando el tumor. Si necesario, puede ser utilizado contraste – un líquido que puede ser bebido o inyectado en la vena – para la realización de la resonancia;
  • Biopsia – en ella, se remueve un pequeño pedazo de tejido que es analizado por un especialista. La muestra puede ser obtenida usando un broncoscopio (tubo que baja por la garganta). Como alternativa, el médico puede insertar una aguja a través de la pared torácica para obtener la muestra. Un patólogo examinará el tejido retirado en un microscopio para determinar si las células cancerosas están presentes.

Tratamiento

El tratamiento a ser elegido depende de factores como tipo de cáncer, estadio de desarrollo de la enfermedad, edad y salud general de la persona. Conozca las abordajes más comunes:

Cirugía  – Es el principal tratamiento para adenomas bronquiales. El cirujano remueve el cáncer y parte del tejido alrededor. Los ganglios linfáticos a la vuelta del tumor también pueden ser removidos, para impedir la propagación de la enfermedad.

Radiación – Este tratamiento usa rayos X de alta energía para matar las células cancerosas. Puede ser hecha antes de la cirugía, para reducir el tamaño del tumor, o después, para eliminar cualquier célula cancerosa dejada para atrás.

La radiación puede causar efectos colaterales como:

  • Fatiga;
  • Rojez de la pele en la área donde fue hecho el tratamiento;
  • Dolor de garganta y boca;
  • Dificultad para engullir;
  • Tos;
  • Falta de aire.

Esos efectos colaterales pueden persistir por hasta tres meses tras la conclusión del tratamiento radioterápico.

Quimioterapia – Tratamiento sistémico que puede destrozar células cancerosas por todo el cuerpo. Algunos medicamentos de quimioterapia son administrados por vía intravenosa y otros pueden ser por vía oral. La quimioterapia es a veces usada para reducir tumores antes de la cirugía o para destrozar células cancerosas remanentes tras la cirugía. 

Los posibles efectos colaterales de la quimioterapia incluyen:

  • Fatiga;
  • Náusea y vómito;
  • Pérdida de pelo;
  • Pérdida de apetito;
  • Diarrea;
  • Mayor riesgo de infección.

Inmunoterapia – Muchas veces, el organismo no consigue combatir el tumor porque las células cancerosas producen proteínas que ayudan al cáncer a camuflarse, a ocultarse del sistema inmune. Los medicamentos inmunoterápicos  impiden este disfraz y, con eso, ayudan al sistema de defensa del propio cuerpo a combatir la neoplasia.

Terapia dirigida – Tratamiento que actúa en las proteínas o genes que son exclusivos de aquel cáncer y que lo ayudan a crecer. Enseguida, la terapia dirigida inhibe estos factores de crecimiento impidiendo la propagación del cáncer.

Prevención

La causa del adenoma bronquial es desconocida, o sea, no hay una orientación clara de cómo prevenir la neoplasia. Los genes pueden desempeñar un papel en algunas formas de ese cáncer.

Las personas con una enfermedad hereditaria llamada neoplasia endocrina múltiple tipo 1 (NEM) tienen mayor probabilidad de desarrollar tumores carcinoides. La radiación en la cabeza y en el cuello puede aumentar el riesgo de carcinoma mucoepidermoide.

Compartilhe

Ou compartilhe o link
Link copiado para sua área de trabalho.

Tipos de câncer

Conheça a nossa série de conteúdos relacionado aos tipos de câncer.
Saiba mais